domingo, 30 de octubre de 2016



Vivo un plan olímpico;
caer sobre los bloques de hormigón
y hacer un profundo hoyo en la conciencia.
Pararse y preguntarse.